Posts tagged ‘Comisión Trilateral’

18/08/2011

EEUU: Poder blando y poder duro para dominar su patio trasero pletórico de riquezas naturales (América Latina)

por Pok

Democracia capitalista: La estrategia de dominio con el poder persuasivo

Por Manuel Freytas (IAR Noticias)

Desde hace más de 20 años, en  América Latina la democracia de mercado (el “poder blando”) convive con la cadena de bases y el Comando Sur cuya misión es preservar la hegemonía militar norteamericana en la región (el “poder duro”). Se trata de una estrategia de “dos caras” orientada a preservar el dominio geopolítico y militar  del imperio norteamericano en su histórico Patio Trasero.

El término “poder blando” (soft power)  fue acuñado por el profesor de la Universidad de Harvard Joseph Nye, en su libro de 1990 Bound to Lead: The Changing Nature of American Power, que luego desarrollaría en 2004 en Soft Power: The Means to Success in World Politics.

El valor del término como teoría política, aunque discutido, ha sido aceptado por un amplio abanico de analistas del sistema capitalista para diferenciar el poder sutil de las ideas y de la diplomacia  expresadas en “democracia” frente a formas más violentas del llamado “poder duro” expresado en la acción militar del dominio o la conquista, o en la acción coercitiva de la presión económica.

Nye es autor de un famoso libro llamado “La paradoja del poder americano”, cuya tesis fundamental es no negar el rol hegemónico de EEUU, pero afirmar que

30/12/2010

Desenmascarando a Wikileaks; arma de la ciberguerra para censurar Internet. ¿Quién es quien enWL?

por Pok

¿Quién es quién en WikiLeaks?

Wikileaks está siendo utilizado por las autoridades, para promover el cuento de la ciberguerra, que podría cambiar Internet y reprimir la libertad de expresión que Wikileaks dice defender.

Por Julie Lévesque


NOTA EDITORIAL DE GLOBAL RESEARCH

El caso Wikileaks no es ‘la mayor filtración de la historia’ -como quiere hacernos creer El País-, sino la mayor operación de contrainteligencia al servicio de intereses occidentales. Una operación que parece desarrollada de manera gradual, por fases, para medir el impacto mediático de las supuestas filtraciones y programar la siguiente serie de ‘revelaciones’. La serie actual -los supuestos cables del Departamento de Estado de EEUU, publicados desde el 28 de noviembre- llena de verdades intranscendentes o ya sabidas, medias verdades y burdas falsedades, los medios más ‘solventes’ del mundo occidental.

Toda esta basura, junto con el culebrón del acoso/persecución/autoentrega/detención/puesta en libertad bajo fianza de Julian Assange, en el que no falta incluso el sexo entre sus ingredientes, parece destinado a, por un lado, dar credibilidad a todo cuanto diga Assange y su Wikileaks, y por otro a provocar la reacción de los gobiernos occidentales contra las fugas (auténticas) de información   y justificar medidas legislativas para controlar y limitar el libre uso de internet  [1]  .

Para defender esta opinión, publicamos a continuación “Quién es quién en Wikileaks“, un artículo del periodista Julie Lévesque [2], que sin duda nos hará reflexionar y ser más cautos y críticos con todo lo relacionado con este asunto.

¿QUIÉN ES QUIÉN EN WIKILEAKS?

09/08/2010

La historia del “Nuevo Orden Mundial”

por Pok

Historia del “Nuevo Orden Mundial”

Por  Pierre Hillard* / Red Voltaire
Traducción: S.C. y H.V. Asociados / Agencia IPI, Informe de Prensa Internacional, Perú

Presentamos la historia de una corriente ideológica y de las poderosas personas que están detrás de todo esto. Estas buscan el surgimiento de bloques regionales tipo Unión Europea o UNASUR para orientarlos, poco a poco, hacia una forma de Gobierno Mundial. Su objetivo no es impedir las guerras sino extender su poderío financiero y comercial en el mundo entero. Su pensamiento reivindica el proyecto de un «Nuevo Orden Mundial» que debe edificarse sobre las ruinas de los Estados-Naciones. Hoy más que nunca resulta indispensable estudiar este proyecto de globalización político a fín de impedir que el ideal de Unidad Humana se transforme en una pesadilla totalitaria.


Reunidos en Londres, el 2 de abril de 2009, alrededor de la reina inglesa Elizabeth II para la foto, los presidentes y otros jefes de Estado de los veinte países más poderosos del mundo, G-20, quienes tienen previsto discutir en vista de crear un directorio económico mundial.

Con la ratificación del Tratado de

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
28/04/2010

El Cambio Climático no es causado por el hombre (parte 3, final)

por Pok

El pretexto climático parte 3 (final)

1997-2010: La ecología financiera

por Thierry Meyssan

Al igual que Henry Kissinger y Margaret Thatcher, el ex vicepresidente estadounidense Al Gore también recurre a la retórica ambientalista. Ya el objetivo no es desviar la atención de las guerras que desata el imperio estadounidense ni restaurar la grandeza del Imperio británico sino salvar el capitalismo anglosajón. En esta tercera parte de su estudio sobre el discurso ecologista, Thierry Meyssan analiza la dramaturgia preparatoria de la Cumbre de la Tierra prevista para el año 2012 y la rebelión de Cochabamba.

En su filme «2012», Roland Emmerich muestra el derrumbe de la corteza terrestre bajo el peso de las aguas y el salvamento de los capitalistas más adinerados en dos modernas arcas de Noé mientras el resto de la humanidad sucumbe a los embates de las aguas.


Recomendado leer:
Parte 1: El Cambio Climático no es causado por el Hombre: La ecología de guerra
Parte 2: El Cambio Climático no es causado por el hombre: La ecología de mercado


El Protocolo de Kyoto

En 1988, Margaret Thatcher había incitado al G7 a financiar un Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (GIEC) [Conocido en español por sus siglas en inglés (IPCC) y como Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático, denominación que utilizaremos en lo adelante en este trabajo. NdT.] bajo los auspicios del PNUMA y de la Organización Meteorológica Mundial.

En su primer informe, en 1990, el Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático consideraba «poco probable» un claro aumento del efecto invernadero para «las próximas décadas o más allá». En 1995, un segundo informe de este órgano político se hace eco de la ideología de la Cumbre de Río y «sugiere una influencia detectable de la actividad humana en el clima planetario» [1].

Al ritmo de una al año, se suceden entonces una serie de conferencias de la ONU sobre el cambio climático. La de Kyoto, en Japón, elabora en diciembre de 1997 un Protocolo en el que los

26/04/2010

El Cambio Climático no es causado por el hombre (parte 2)

por Pok

El pretexto climático, parte 2

1982-1996: La ecología de mercado

por Thierry Meyssan

Durante los años 1980-90 se buscó disociar la ecología de las cuestiones de defensa para vincularla con los problemas económicos. En esta segunda parte de su estudio sobre la retórica ambientalista, Thierry Meyssan analiza cómo las transnacionales invirtieron la situación y pasaron de la posición de acusado a la de padrino de las asociaciones verdes.


Este artículo es la continuación de: El Cambio Climático no es causado por el hombre, parte 1. «1970-1982: La ecología de guerra»

1982: Nairobi, la segunda «Cumbre de la Tierra» y el liderazgo de Margaret Thatcher

Poco a poco el debate se desplaza del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) hacia el Fondo de Población de las Naciones Unidas (FPNU) en cuyo seno dará lugar a enfrentamientos entre Estados Unidos, por un lado, y, del otro lado, la Santa Sede e Irán sobre el tema de la moral sexual.
Dentro del bando capitalista, los neo-maltusianos pierden influencia ante los partidarios de la desregulación.
El presidente estadounidense Ronald Reagan trata con desdeño la segunda «Cumbre de la Tierra» (Nairobi, 1982), que pasa sin pena ni gloria. Ni siquiera se prevé la realización de una nueva conferencia.

Para Jessica Mathews (WRI), el capitalismo y las transnacionales no son los responsables del deterioro del medio ambiente sino que, por el contrario, los grandes consorcios y el mercado son la solución del problema.

Los demócratas estadounidenses toman las cosas con más seriedad.
James Gus Speth, ex consejero de Jimmy Carter para el medio ambiente, y Jessica Mathews, ex adjunta de Zbignew Brzezinski en el Consejo de Seguridad Nacional y administradora de la Rockefeller Foundation, fundan el World Resources Institute (WRI), un think tank ecologista que debe ejercer su influencia sobre el Banco Mundial.

Financiado por varias transnacionales, el WRI será el primer organismo de su tipo en dedicar grandes presupuestos al estudio político del clima.
El WRI cuestiona la capacidad de los Estados para enfrentar los desafíos vinculados al medio ambiente y milita por una administración global que, según asegura, no se ejercerá a través de la ONU sino a traves del mercado [capitalista] mundial.

Los tratados son inútiles. Las transnacionales serán quienes resuelvan los problemas y lo harán sólo cuando sea de interés para sus accionistas.
Después del fracaso de la conferencia de Nairobi, las Naciones Unidas reducen sus ambiciones y se conforman con negociar la Convención de Viena y el Protocolo de Montreal sobre la prohibición de los clorofluorocarbonos (CFCs), responsables del «hueco de la capa de ozono».

Para Gro Harlem Brundtland (Comisión Mundial de Medio Ambiente y Desarrollo) el acceso a los recursos constituye a la vez un problema medioambiental y una cuestión de justicia social.

Para reactivar el debate que se le va de las manos, el secretario general de la ONU,

26/04/2010

El Cambio Climático no es causado por el hombre (parte I)

por Pok

El pretexto climático, parte 1

1970-1982: La ecología de guerra

por Thierry Meyssan

El discurso ambientalista apareció en la escena política internacional a principios de los años 1980. Esencialmente positivo, rápidamente se convirtió en atributo indispensable del poder legítimo. Los más importantes jefes de Estado o de gobierno lo han hecho suyo en algún momento de sus carreras. Las transnacionales más contaminadoras han financiado abundantemente los órganos de la ONU vinculados a la protección del medio ambiente. En este artículo, que presentamos en 3 partes y que no será probablemente del agrado de los ecologistas ni de sus adversarios, Thierry Meyssan hace un recuento de la perturbadora historia de la retórica ambientalista, que a menudo ha servido para manipular las buenas intenciones o el miedo al futuro como medio de justificar polémicas decisiones militares o económicas.


El presidente Gerald Ford, el secretario de Estado Henry Kissinger y el consejero para la seguridad nacional Brent Scowcroft, a finales de 1974

 

El presidente Gerald Ford, el secretario de Estado Henry Kissinger y el consejero para la seguridad nacional Brent Scowcroft. Después de haber estudiado las consecuencias del calentamiento climático, los tres decidieron, a finales de 1974, que Estados Unidos tenía que hacer de la reducción de la población mundial uno de sus objetivos estratégicos.

La conferencia de Copenhague sobre el medio ambiente fue el ejemplo por excelencia del abismo que existe entre la realidad de este tipo de evento y la imagen de él que nos ofrecen los medios.

Antes de la conferencia, numerosas personalidades aseguraban que el mundo se iba a acabar al día siguiente si no se hacía algo y calificaban la cumbre de «última oportunidad para la humanidad». Pero cuando ese encuentro se terminó sin alcanzar un acuerdo de obligatorio cumplimiento, esas mismas personalidades aseguraron que la situación no era tan grave, que se alcanzaría el acuerdo en futuros encuentros y que la Apocalipsis podía esperar un poco más.
Los principales medios de difusión ni siquiera dieron explicación alguna sobre el brusco viraje. Simplemente, pasaron la página.

Para entender lo que realmente sucedió en Copenhague y lo que realmente está en juego cuando se habla de la «amenaza climática» es necesario

01/03/2009

El verdadero poder que está detrás de Obama

por Pok

En esta entrevista realizada por el Deep Journal antes del 4 de noviembre de 2008, es decir antes que el pueblo norteamericano votara para elegir a Barack Obama como nuevo presidente, el historiador estadounidense Webster Tarpley, exponía ya sus principales ideas sobre el nuevo mandatario negro [mulato] de los EEUU. Su investigación fue publicada en el libro «Obama, The Postmodern Coup, The Making of a Manchurian Candidate» (en castellano: Obama: un golpe [de estado] post-modernista, la creación de un candidato manchuriano). ¿Representa Obama un verdadero cambio? ¿O se trata del mismo imperialismo con una operación de cirugía estética?

Tarpley sostiene que hay mucho más detrás de la cara carismática de Obama. Luego de los neo conservadores, el verdadero poder detrás del trono ahora es Zbigniew Brzezinski cuya estrategia, según Tarpley, es mucho mas peligrosa y demencial. Habrá un cambio inmediato en la lista de países-blancos, empezando por Pakistán, [pasando por México] lo que va a expandir considerablemente el teatro de operaciones en función de una agenda geopolítica global que apunta a Rusia y China como blancos finales. Tarpley prevé un resultado catastrófico para el mundo en general si los planes de Zbigniew Brzezinski logran avanzar. Si la visión de Tarpley es acertada o no -el tiempo dirá-, pero a nivel del debate público es oportuno tener en cuenta de los hechos y argumentos que avanza. No obstante, pareciera que análisis ya está siendo corroborada por los eventos que se están desarrollando en Asia del Sur Oeste. A continuación los videos.

Parte 1

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.732 seguidores